domingo, 4 de abril de 2010










Mi vida se consume
Como el humo de este cigarro.

Siento frío en mi alma,
Siento cómo mis manos
se van endureciendo
y mi sangre
se
detiene,
mi corazón
ya
no
palpita.

Se olvidó
de hacerlo.










Nunca podré amar...
Nunca podré dar...
Puesto que nada tengo
nada puedo dar...


Hoy en mi alcoba,
con este frío que me inunda,
con estas manos que tiemblan,
con mis ojos entreabiertos,









ólo puedo recordar tu nombre,
sólo puedo pensar en ti:
aún deseo tus manos,
aún deseo tus labios.
¿por que?
por qué ahora si tanto
te amo por qué tu
recuerdo me está matando?.........









2 comentarios:

  1. QUE LINDO YU, PERO AMIGA MIA,TU TIENES TANTO POR DAR Y POR RECIBIR, ERES UN ENCANTO DE MUJER, Y SE QUE ESA PERSONA QUE TANTO AMAS, TE AMA TE DESEA TANTO COMO TU A EL , TE DESEO LO MEJOR DEL MUNDO AMIGA UN MILLON DE BESOS MUAKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKKK

    ResponderEliminar
  2. La vida es un suspiro Yurena.
    Un suspiro que la felicidad lo hace inmenso,algo que llena tu baul de preciosos recuerdos donde no se almecenen nunca rencores ,tristes añoranzas , ni malos recuerdos , solamente paginas que merezcan la pena ,que la vida bebida a sorbitos pequeños llenen tu vida con la mas dichosa felicidad.
    Todos tropezamos y volvemos a levantarnos, las heridas se nos curan con mas o menos tiempo, me encanta eso q dices Tu , hoy a salido el sol y brilla con todo su esplendor espero sigas escriviendo bonitas poesias .........un amigo

    ResponderEliminar